La Escuela de hoy

En nuestro segundo encuentro de maestros inspiradores reflexionamos entorno a la escuela actual, en la cual, en muchas ocasiones, se cortan las alas de los estudiantes. Necesitamos maestros que inspiren, inspiren a soñar, amar, vivir, crear. Maestros comprometidos con la educación, una que trascienda la reproducción de sistemas con la intención de generar sujetos dominados, una en la que la crítica y el análisis se construyan conjuntamente y sean pilar para el aprendizaje significativo. Maestros que se queden en la memoria como personas que favorecieron nuevos saberes y conocimientos más allá de la repetición o de un saber por saber, sino que propendan un conocimiento relevante para el ser, hacer y pensar. Comprometidos con la formación, con vocación y amor por los otros, pues es esto requerimiento para la inspiración. Que reconozcan también al estudiante como maestro pues también él tiene algo por enseñar, es ese mutuo aprendizaje y diálogo el que genera conexiones y huellas que marcan la subjetividad.

 

Deja un comentario